El hombre eléctrico - Post técnico superior.

Los bomberos están sobrevalorados. Los mineros, marineros y buzos tácticos también. Los trabajadores más machos y testosterónicos son los empleados de casas de artículos de electricidad y ferreterías. No miento. Acá también son así. Andan siempre con vaqueros(*) ajustados, cinta métrica (láser en lo posible), trincheta o un enorme manojo de llaves a la cintura. O todo junto.
Ha de complemetarse el atavío con una camisa a cuadros/rayas o remera con logo de alguno de los proveedores como ser "Cables Cornutti, para sus necesidades de cableado" con un enorme logo o mascota, un cable con patas y cara sonriente que te hace el OK con una mano y te guiña el ojo. Hay que ser bien macho para ponerse una de estas remeras.

Después del uniforme viene la actitud o la percha. La chopera es imprescindible. De vez en cuando aparece uno que rompe esta regla, pero suele ser el hijo más joven del dueño que está estudiando ingenieria o medicina y labura de eso para parlarse a las minitas del barrio que van a comprar lamparitas sin saber que hacer con ellas mientras el pibe se paga, así, los gastos de tanto
levante. Este tipo, pese a ser ingeniero, es el que va a terminar incenciando el imperio comercial del padre fundado por el abuelo gringo, griego o polaco. Acá son todos irlandeses, pero es lo mismo, de la tercera generación pocos se salvan.
El hermano más grande es pelado, porta chopera y tiene de 3 a 5 hijos y una mujer que ayuda en el negocio y es la que, en realidad, junto con la suegra, llevan las riendas del negocio y el día que el marido se extingue venden todo, compran tres departamentos y viven de renta hasta los 104 años y fracción mientras las vecinas murmuran "esta gringa qué bien que la hizo".
Hay variantes, claro, así es la vida, un collage de situaciones.

La percha o actitud es así. Los tipos saben todo. Saben más que cualquiera, más que vos, más que el presidente de General Electric o que Tesla, Edisson y el General Patton, ya que estamos. Y como saben todo se mueven como alguien que todo lo sabe. El ser humano no tiene signos externos para demostrar su rangus social , status, etc, como las plumas de las aves o el pelaje de los sapos, así que depende del auto o del lenguaje corporal para comunicar estas señales de poder. Entonces, cuando se bajan del auto, caminan con la pelvis adelantada y las patas medio arqueadas, como si la sapiencia proviniera de la pelvis, un mástil enhiesto de poder.
Por eso las herramientas o atributos técnicos van en la cintura, porque son la corona perlada de ornamentos de su magna testa.
Los tipos generalmente andan revoleando herramientas, haciendo malabares imposibles con cosas peligrosas, filosas o imposibles de sujetar,como un rollo de alambra de púas; caminan entre las estanterias como viejos guardianes literati de una perdida biblioteca medieval y se apoyan en el mostrador con algún lector láser, cinta métrica ecosonar, vara de cadmio o un destornillador Phillips aislado, rojo y de adamantium. Ese es el cetro de poder.
Como saben todo apenas hablan. Basta con decir "necesito un..." y el tipo arquea las cejas, bufa, se da vuelta y abre un cajón casi al voleo y saca justo lo que andabas necesitando. Por ahí te da un manojo con la cantidad justa de unidades, ponele 73 tornillos cabeza cónica rosca Van Halen de 3/16 pulgadas neerlandesas de cromo vanadio, tan común ahora que se reabrieron las minas de cobalto en Libornia después de 33 años de guerra civil causada por conflictos tribales entre poblaciones de habla swahili pero de origen bantú y otras directamente de habla bantú pero de origen caucásico, te informa, ya que el cromo es un resultante secundario del proceso de licuefacción del cobalto todavía, eso si, no perfeccionado.
Te lo dice él mientras mete todo en un diario viejo y te aclara, "son $12.34, qué tiempo loco que hace, no? Por supuesto que lo verbaliza sin mirarte a los ojos y sin haber tocado la calculadora Pirelli para constatar la cuenta, porque nadie los mira a los ojos para no correr el riesgo de perder
las córneas ante el igneo y fulmíneo arco eléctrico que emana de su frente olímpica, heredero de Zeus, señor de los rayos y del electrodo Conarco.
A veces alguien les hace frente, un viejo electricista curtido en las guerras diódicas, veterano contaminado por el gas de válvulas y tiristores tricobálticos, de antes de que el electrón fuera entidad, cuando los cables había que soplarlos para que no se taparan, cuando la corriente iba de negativo a positivo como lo hacían los ingleses hasta que el General cambiara el sentido
nacionalizando así el flujo de electrones ahora argentinos para siempre.
No hay nada más duro en esta tierra que uno de esos electricistas de rostros y manos curtidas bajo el fuego de mil generadores Van der Graff, de cientos de arrancadores tartamudeantes de tubos fluorescentes desenroscados a pulso, hechos los músculos de cuero seco al ritmo de las galeras que son el hacer la canaleta, pasar el cable, pelarlo y retorcer las puntas en sus contactos, actividad madre de todas las ampollas y callos. Hombres que ven el mundo según su código de colores, este es vivo, esto es neutro, siempre los pies sobre la tierra que, para ellos,es toda verde y amarilla y que sostiene su cuerpo al vibrante ritmo del Ohm, el mantra florecido.
Cuando estos dos seres sobrenaturales se encuentran nace el mito azul y eléctrico, por no decir que saltan chispas, y tiemblan los titanes en sus rings.

(*) jean si sos fino.


1) Si querés saber por que se odian estos dos especímenes electrotécnicos enviá 5$ (cinco) en un sobre a Casilla de Correo 303 - Ciudad Shaeffer - República Autártica de Boliguay.
2) Si querés saber cual es el resultado de un combate entre los dos individuos envía 10$ (diez) a la misma casilla (es más largo).
3) Si no lo encontraste divertido es porque fuiste a un comercial o con orientación docente, no mandes nada, apretá Ctrl+Alt+Del en tu teclado dos veces.

10 comentarios:

SpinDoctor dijo...

Faaaaaaa... Clap, clap, clap! Propongo que seas inmediatamente ungido "Maestro del barroco tecnologico" o, alternativamente, "Alejo Carpentier de la rosca 3/4 paso fino".

(Lo de los tiristores tricobálticos me mato.)

Constanza dijo...

poder de observación del gorden + impecabilidad narrativa del gorden = lujo asiático

Marian dijo...

Me lei todo, me mataba de risa y a la vez me acordaba del "machote" de la casa de electrodomesticos adonde fui a comprar una tostadora ayer... que con tono complice me dijo "ah si, no hay nada mejor que unas tostaditas en la mañana". Re macho... pero tenia todas las señas descriPtas aqui en este magno ensayo electrico!

Galo dijo...

Que pedazo de post, todavia me rio. Un especialista. Los sanitaristas no entran ahi?
La corona en la cintura, muy buena.
Tenias preparado tambien post si se pudria todo y terminabas incendiando el rancho?
P.D.: Me mato la seccion "contacto" del blog, jaja.

Luciano dijo...

Spindoctor: Muchas gracias, paso la gorra. La de los tiristores no es mia, me la dijo un amigo que mañana cumple años.

Constanza: jaja, un lujo asíatico. Gracias por leer semejante chorizo.

Marian: electrodomésticos son algo diferente che, no me mezcle, aunque estén emparentados no necesitan saber taaaanto de electricidad, tienen lugar para mentir. Sabelo asi no te tienen bajo su poder.
Gracias por divertirte.

Galo: gracias por leer che!
Los sanitaristas sabés que no sé, reconozco mi ignorancia en el campo de los sanitarios.
Es que el agua es mas pura, viste.
Si, me iba a salir igual el post, je.
No sabía que poner en las pestañas del post, por eso puse eso.

Gardagami dijo...
Este blog ha sido eliminado por un administrador de blog.
Araña con antifaz dijo...

jajajajaja.. bueneeeeeeeesemoooo..
Jamás lei una descripcion tan acertada de este tipo de especímenes por favorrrrr...

tendrias que hacer un analisis tan profundo y veridico como este de todas, absolutamente todas las profesiones, oficios y/o empleos.

Mundial,Luciano.. Impecable!!! una tormenta de saberrrrrrrrrrrrr (diria el Bambino).

Mañana despues de los ravioles, o despues del desayuno, por la diferencia horaria, pasate por mi blog, que te dejo un premio..

Beso

venusina dijo...

Primero, cambiaste todo??? Me encantó. Sos más rápido que un bombero, no me diste tiempo al header. Vos corrés carreras (todavía sigo asesorando usuarios, me están volviendo loca!).
Lo de las camisas a cuadros es tal cual! La cinta métrica intimida, hay que decirlo. No te cuento cuando sacan la calculadora, porque ellos saben que se nos frunce el bolsillo.

Anónimo dijo...

ya te digo yo que los bomberos no estan sobrevalorados puesto que salvan mas vidas de las que jamas podras salvar tu en toda tu vida y siento ser tan objetivo pero asi es.
no tienes ni idea del trabajo de un bombero ni lo que ha tenido que hacer para estar alli puesto que el mantenimiento del cerebro y del cuerpo a mi ver son las mejores maneras de cuidarse a uno mismo

Anónimo dijo...

no contextas? joe que pocas palabras tienes cuando se te plancha enserio...xD
ahora enserio, de verdad crees que un bombero esta sobrevalordado??? ya te vale...